La lista

By 19:45:00 , ,


Recuerdo aquel día como si fuese hoy. Habíamos decidido ir a comer las tres juntas a nuestro restaurante de cabecera, un italiano donde la comida no era la mejor, sino el trato del camarero, cercano, amable y cortés. No había apenas gente comiendo allí, por lo que nos sentamos en la primera mesa de la derecha, la más próxima a la puerta y al ventanal, por donde entrara un poquito de luz y nos amenizase la comida. Pedimos lo de siempre, nuestro plato, una ensalada de pasta completa, a la que siempre añadíamos, entre otros, jamón y salsa rosa. Era nuestra ensalada. Y mientras hacíamos tiempo, para no pensar en los rugidos de nuestros estómagos, comenzamos hablar de qué hacer a la tarde. 

Teníamos una especie de rutina, y como nos encantaba soñar con amores de película, y estábamos solteras y enteras, los domingos solíamos pasar la tarde en mi sofá, bajo la manta, viendo películas moñas de amor y babeando con una clase de relación que ahora sabemos no existe, ni la queremos. Y divagando en nuestros pensamientos, no sé cómo, de pronto, una de nosotras arrancó un trozo de mantel, que era de papel, sacamos un boli, y comenzamos a citar y a anotar de manera frenética un montón de títulos que queríamos ver juntas. Matizaré que no todas eran la comedia romántica de libro, "Pretty Woman" entre otras , sino que también agregamos auténticos peliculones del estilo de "Seven". 


Aún conservo ese papel, con forma de mapa algo o similar, arrancado de manera brusca y con acabado irregular, pero nuestra lista, al fin y al cabo. Aún lo conservo y cuando la melancolía me ahoga la garganta, lo saco de su escondite y lo toquiteo y lo ojeo; es una manera de sentir que estamos más cerca. 

Y aunque está ya un poquito deteriorado, amo ese trocito de nosotras, porque tiene la letra de las tres, y unos deseos y unas ilusiones invisibles, algo con lo que hace más de diez años nos hacía felices, nos divertía o simplemente nos gustaba compartir.

Y un día... de repente, te uniste tú a ese petit comité peliculero. Llegaste a mi sofá, te hicimos hueco bajo la manta, y esperamos tu relato. Llegó un corazón destrozado, que en ese momento no tenía capacidad de hablar, de liberar, de darle un remanso de paz a su alma desgarrada. Tan solo dejabas aflorar las lágrimas, hermética; no dejabas siquiera un pequeñito acceso a ese laberinto que bullía en ti. Hasta que por fin, pacientes, paramos la película que tocaba ver ese día y te abrazamos entre las tres. Y tras todo tu lloro angustiado y doloroso, comenzaste a desahogarte, a quitar ese lastre que te perseguía. No fue una sola peli, fueron varias, hasta que la terapia colectiva concluyó, y a partir de ese momento, ya nunca fuimos tres, sino cuatro. Como "Los cuatro jinetes de la Apocalipsis", o "Los tres mosqueteros y D´Artagnan", o las cuatro fichas del parchís; cada una de un color, pero siempre juegan juntas.

He retocado la imagen de ese papel lo máximo posible para no herir la sensibilidad de los lectores o para mantener la privacidad de los gustos cinéfilos de cuatro chicas que soñaban con un amor como el de Keira Knightley en "Orgullo y Prejuicio", o un George Clonney esperándonos en el portal con rosas rojas y un descapotable; o un Brad Pitt en "The mexican", porque aunque "Seven" nos encantaba, reconozcámoslo, en la otra salía más guapo.

Muchas de las películas que enumeramos las vimos, juntas, y otras tantas se nos quedaron en el tintero. Quién sabe, aún queda un mínimo espacio en blanco y una pluma es alma viajera. Y tal y como se ve en la imagen, seguimos estando en la misma galaxia.









Echa un vistazo a...

22 comentarios

  1. Caray, excelente. Si es fabulado, te felicito. Si es real, te felicito doblemente, por saber llegar con la palabra al corazón de tres amigas queridas.

    ResponderEliminar
  2. Qué bonito!! Me ha encantado. Tampoco se si es real o no, pero llega al alma. Enhorabuena en ambos casos.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Es precioso! Sea real o no, desde luego sabes con tus palabras emocionar, sentir...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  4. Hola! Me ha encantado, real o no, se desprende una gran amistad entre cuatro personas.
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Que bonito Esther!!! Relatar tan bien una amistad verdadera solo puede significar que la has vivido en primera persona.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Ayyy, las amigas!! En mi grupito somos cinco. Nos conocemos desde los seis años y hemos pasado juntas por todo tipo de situaciones. Buenas, malas, divertidas... No las cambiaría por nada. Besotes!!!

    ResponderEliminar
  7. Oh, ¡¡qué bonito, pingüinillo!! :-)

    ResponderEliminar
  8. Ay me has puesto los pelos de punta, esos momentos de unión, en vuestro caso cenando y viendo esas películas....ahora me he quedado yo nostálgica jajajaja
    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola!
    Que bonito!! me has puesto los pelos de punta... Muy bonito y toda la verdad.
    Un abrazo ❤.

    ResponderEliminar
  10. Ainsss la amistad qué importancia tiene.

    Me ha encantado tu entrada.

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  11. Que hermoso, me ha encantado la amistad que se siente en las letras.

    ResponderEliminar
  12. Que texto tan bonito! Transmites muy bien los sentimientos. Se te da de lujo escribir.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  13. Qué bonito! Me ha gustado mucho. Felicidades!
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Te ha salido del alma y te ha quedado de perlas. Bravo por esas compañeras de manta, sofá y películas. Nunca dejes de soñar.
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Qué bonito Esther! Si fuera una de tus amigas seguro que estaba con el moco colgando por los lloros.
    Es increible cómo pasa el tiempo, se evoluciona y cambia...y sí muchas veces se unen a nosotros personas nuevas que acaban siendo un poquito nuestras, independientemente de la distancia.

    Besitos

    ResponderEliminar
  16. Hola Buscando equilibrio" me gustó mucho uuff que relato tan fantástico cuando dejas que tu pluma pluma viaje no hay distancia me atrapaste desde mi brillo del mar

    ResponderEliminar
  17. Hola!
    Aish, me he puesto nostálgica, me has hecho acordarme de muchas cosas ^^ Me ha encantado la entrada.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  18. Me ha encantado, y me siento plenamente identificada, ya que guardo recuerdos similares y recordamos estas cosas en nuestras reuniones actuales. Un besote!

    ResponderEliminar
  19. creo que en cada relato hay un poco de nosotros sin querer o queriendo; no sé si en este caso es más de lo uno o de lo otro, pero tampoco importa. Se nota la sensibilidad que hay detrás de ti, el toque de melancolía, el amor hacia otras personas y por supuesto la destreza natural con la que te sale escribir y hacer que no hayamos enganchado a tu historia. Me gustan tus reseñas, pero confieso que estos momentos que nos regalas son mis preferidos. Un beso y la verdad, tengo ganas de hablar de hablar más tranquilamente porque eres una persona muy interesante y me alegra mucho habernos conocido aunque no sea en persona :)

    ResponderEliminar
  20. Exacto, al final ese papelito me recordaba una galaxia y te entiendo, hay que ser discretas respecto a la confidencialidad de las películas :)
    Ha sido emocionante esta reconstrucción de los momentos cinéfilos compartidos, un homenaje a la amistad y a como los detalles se graban en nosotros. Esa hojita es un tesoro, supongo que el punto de arranque pero sobre todo un montón de recuerdos. ¿Sabes qué? No sé si es totalmente un "basado en hechos reales" o también hay ficción pero suena a "verdad".
    Seven besos

    ResponderEliminar

Todos los comentarios respetuosos tiene cabida en este espacio.